Basta de politizar una gesta de todos los peruanos

Imagen   Un editorialista desinformado de El Comercio, ha publicado un artículo titulado “Aprovechando heroísmos”, que pareciera haber sido escrito por un promotor de la persecución a los comandos Chavin de Huantar.

            Es evidente que le han contado una versión distorsionada de la realidad y no la ha corroborado, ni ha revisado el expediente judicial, y tampoco ha seguido de cerca el juicio oral.           Por culpa de su desinformación da por cierto que el presunto homicidio que comenta sería un delito contra los derechos humanos, demostrando ignorancia absoluta al respecto.

            Dicho delito está tipificado de manera inequívoca por el derecho internacional: Es aquel que se comete por aversión religiosa, racial o política. Nada tiene que ver con el grado de crueldad o premeditación del crimen, como engañan algunos a los desinformados.

En el Perú, los terroristas no fueron reprimidos por odio racial, político, ni religioso, sino porque masacraban, secuestraban y saboteaban. De lo contrario también hubiesen sido reprimidos los miembros de otros partidos comunistas, lo cual jamás ocurrió.

Al haber tipificado mal el supuesto delito en el rescate, el editorialista, por lógica, llegó a la conclusión errada de que la Justicia Militar no debió juzgar a los comandos y que la Corte Suprema tampoco debió derivar al caso al fuero militar-policial.

La justicia peruana sí tipificó correctamente el supuesto delito en la operación Chavin de Huantar y por eso la Corte Suprema derivó el caso a la justicia militar. La Corte IDH no tiene derecho a intervenir porque no estamos ante un supuesto crimen de derechos humanos.

Si el articulista hubiese revisado la Convención Interamericana de Derechos Humanos se habría enterado de que los países adherentes están obligados a cumplirla en tanto aquella no contravenga su Orden Constitucional. El Derecho de los Tratados señala que ningún país puede ser obligado a abdicar a su soberanía.

Los miembros del Sistema Interamericano de Derechos Humanos lo saben bien. Por eso decimos que actúan con un criterio sesgado por el origen marxista de la mayoría de ellos.

El editorial es sesgado porque el autor da por cierto que un terrorista fue muerto cuando estaba rendido. Si conociera bien el caso sabría que las pruebas y testigos son deleznables. Veamos.

El japonés Hidetaka Ogura estaba rodeado de 15 rehenes cuando dice que vio vivos a dos terroristas, pero los 15 lo han desmentido al declarar que no vieron, ni pudieron ver, nada.

El general Máximo Rivera dice que en medio de ensordecedoras explosiones y disparos, escuchó “disparos de ejecución”. Obviamente, no ha podido explicar cómo.

Los dos policías que aseguran haber visto vivo a un terrorista tienen contradicciones enormes, y todo indica que alguien los obligó a mentir bajo amenaza de ser incluidos en la acusación contra su ex jefe, el coronel Jesús Zamudio.

El “peritaje forense” que inculpa a los comandos se ha desbaratado al haber admitido su autor, Pablo Baraybar, que científicamente es imposible establecer lo que concluyó.

No debemos dejarnos arrastrar por la pasión y la aversión política. Basta ya de politizar un rescate que le pertenece a la nación, que es de todos los peruanos, sin excepción.

Anuncios

2 comentarios en “Basta de politizar una gesta de todos los peruanos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s