Castañeda, víctima de turno de la trituradora toledista

El alcalde de Lima, Luis Castañeda Lossio, es la víctima de turno del grupo toledista El Comercio – La República, cuyos diarios y canales de televisión han empezado a transformar de “héroe a villano” al burgomaestre capitalino y líder de Solidaridad Nacional.

Las encuestas pre-electorales que favorecen a Castañeda de cara a las elecciones del 2011 ya no ocupan los espacios más destacados de esos medios, que ahora son ocupados por acusaciones y cuestionamientos diversos contra el burgomaestre.

¿Qué ha sucedido para que se produzca semejante cambio? Es simple, Luis Castañeda se ha negado a sumarse a una coalición liderada por Alejandro Toledo para los comicios presidenciales, y ello le está costando caro.

Si Castañeda no le advierte a la ciudadanía acerca de la guerra sucia que se viene en su contra, la “Trituradora” mediática lo molerá sin compasión, hará jirones su candidatura, para favorecer a la de Toledo.

No proclamo a Castañeda inocente – ni culpable -de cualquier cosa que se le acuse, menos pretendo presionar en su favor o en su contra, porque ese no es el papel de la prensa democrática. A ésta le corresponde exponer las denuncias y dejar luego que las autoridades actúen, sin presionarlas según la conveniencia mediática.

Expongo el caso de Castañeda a manera de ejemplo para graficar como opera políticamente el aparato mediático toledista bajo la careta falsa de “periodismo independiente”. El objetivo político esta vez es someter a Castañeda a la voluntad de Toledo, y si se resiste, querrán liquidar su imagen a punta de titulares periodísticos.

El caso Humala

La fórmula les resultó exitosa con Ollanta Humala, a quien lograron someter, jugando en alimón con las ONG que trafican con los derechos humanos.

Cuando el comandante golpista apareció en el escenario político era un furibundo crítico de Alejandro Toledo, de hecho intentó darle un golpe por intermedio de su hermano Antauro el año 2005.

Era además un duro opositor de la Comisión de la Verdad y la Reconciliación (CVR), especialmente del informe final de ésta, al cual criticada de manera ácida y directa con  mucha frecuencia en calles y plazas.

Pero aquel Humala cambió en 180 grados en el año 2006, después de que se reunió en secreto con Alejandro Toledo y llegaron a acuerdos que nunca han sido divulgados, pero que saltan a la vista con el cambio de la conducta política del golpista.

Por cierto, los tratos con Toledo fueron la culminación de una campaña intensa contra Humala que ejecutó el aparato mediático toledista de la mano de las ONG de origen marxista, los cuales agitaron a todo trapo el caso del “capitán Carlos”, acusando al militar de haber cometido graves excesos en la lucha contra el terrorismo.

El “nuevo Humala” surgido tras reunirse con Toledo ya no lo critica para nada a éste, reconoce y elogia a la Comisión de la Verdad y Reconciliación (CVR), hace campaña a favor del informe final de la CVR, apoya todos los actos de la Coordinadora de Derechos Humanos, sus congresistas apoyan las iniciativas políticas del toledismo en el Legislativo, etc.

Por “coincidencia”, muy oportuna y conveniente, las campañas mediáticas y de las ONG sobre el “capitán Carlos” se acabaron de pronto, a nadie le interesa ahora la “justicia” para las víctimas de “Carlos”, el caso finalmente fue enterrado en el Poder Judicial por magistrados “capacitados” por las ONG, y Ollanta tiene una entrevista mensual, debidamente edulcorada, en el programa de Rosa María Palacios.

La cobardía del comandante lo llevó a rendirse y a traicionar a su alma Mater, al declarar que la CVR dice la verdad de la guerra contra el terror y al exigir que todas las recomendaciones de la CVR sean vinculantes para el Estado.

La nueva víctima

La misma receta se la quieren aplicar a Luis Castañeda Lossio y ya han comenzado a hacerlo. Van a golpearlo ferozmente con su aparato mediático hasta que acepte incorporarse a la alianza política de Toledo con el Partido Popular Cristiano (PPC).

Los “analistas independientes” al servicio de la prensa toledista ya han comenzado a disparar contra Castañeda acusándolo de ser desleal con el PPC porque no apoya la candidatura de Lourdes Flores a la alcaldía de Lima, como si ésta hubiese apoyado sin ningún interés la candidatura del actual alcalde el año 2006.

Esa misma prensa ha destacado de manera simultáneamente, en espacios estelares, un pedido en trámite para que sea vacado de su cargo el alcalde Castañeda, y también ha “descubierto” de pronto que altos dirigentes del partido Solidaridad Nacional ocupan altos cargos de la Municipalidad de Lima. ¿Acaso el alcalde no tiene derecho de colocar a gente de su partido en cargos de su confianza?

Además, y también de buenas a primeras, han desempolvado la vieja noticia que se refiere a las vinculaciones aparentes que tiene el teniente alcalde limeño, Marco Parra, con empresas proveedoras de servicios de la municipalidad.

Súbitamente, la prensa toledista se ha acordado de fiscalizar a Castañeda y de examinar todas las denuncias en su contra. Ciertas o no, lo cierto es que no hay detrás de esas denuncias no hay un ánimo moralizador auténtico, sino de chantaje político, tal como ocurrió en el caso Humala. Si Castañeda se somete, se “olvidarán” de todo.

El caso Comunicore – que merece ser investigado – está siendo manejado de la misma manera por la “trituradora” toledista, la cual insinúa una supuesta complicidad del alcalde, negándole la presunción de inocencia, con la intención de menoscabar su imagen.

Si Castañeda tuviera alguna responsabilidad en esos hechos es algo que debe establecerlo la autoridad competente, de ninguna manera un grupo mediático o las ONG vinculadas a aquel. La prensa independiente debe vigilar que la investigación del caso Comunicore, o cualquier otra, esté exenta de cualquier manipulación política.

Razones

Luis Castañeda Lossio tiene razones valederas para negarse a aceptar una alianza con Toledo y el PPC, por eso nadie tiene el derecho de obligarlo a que acepte ese compromiso político-electoral.

La primera razón es que su mayor capital político, según indican las encuestas, es su independencia política, la cual quedaría licuada si se incorpora a un frente altamente ideologizado y politizado como el que han conformado Toledo y Lourdes Flores.

La segunda razón es que Castañeda no tiene por qué arriesgarse a sufrir una eventual derrota electoral de Lourdes Flores faltando solo cuatro meses para las elecciones presidenciales.

Si Lourdes lo apoyó el 2006 fue para beneficiarse del caudal electoral de un alcalde exitoso que de hecho iba a ser reelecto, no lo hizo porque fuera una buena samaritana ni mucho menos, así que no corresponde hablar de lealtades personales.

La tercera razón es la más válida. Toledo pretende que Castañeda renuncie a su legítima aspiración y le ceda a él la candidatura presidencial de la alianza, lo cual es absurdo, pues todas las encuestas indican que el alcalde es el favorito para ganar en tanto que el ex presidente no pasa del 10% de las intenciones de voto.

El frívolo tampoco tiene ninguna legitimidad política para exigir la candidatura pues en las elecciones del 2006 su partido fue repudiado por la población en las urnas al obtener apenas dos congresistas. Casi perdió su inscripción legal inclusive.

El alcalde Castañeda queda alertado. Le corresponde a él ahora alertar a la ciudadanía acerca del chantaje político que busca imponer a Toledo como candidato presidencial sin que tenga más merecimiento que el apoyo de un grupo mediático y  unas ONG a los que favoreció entregándoles una cadena de televisión y una cuota de poder político en su gobierno, respectivamente.

Vladimiro Montesinos ha salido de circulación, pero el manejo montesinista de los medios de comunicación sigue vigente. Hemos cambiado “mocos por babas”.

Como reza aquel viejo dicho: “guerra avisada, no mata gente”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s