Cuidado en el VRAE

La experiencia de lucha contra el terrorismo que acumulamos los peruanos entre los años 1980 y 2000 debe servirnos para no caer en los mismos errores que cometimos en ese período, más aún si éstos favorecieron al enemigo. Esta es una exhortación a las autoridades políticas y militares que conducen la actual ofensiva en Vizcatán, Ayacucho.

Acudamos a ella para no dejarnos sorprender por los terroristas. Cuidado, no debemos olvidar que Sendero siempre actúa de manera simultánea en el terreno militar, en el político y en el propagandístico, en contra de las fuerzas de la democracia.

Aprendamos la lección de abril de 1994, cuando el cabecilla senderista “Artemio” y sus principales secuaces lograron burlar un cerco militar que los tenía acorralados y se escaparon. Recordemos este episodio para no repetir los mismos errores políticos que nos han costado muchas vidas en los últimos 15 años. Aquella vez el Ejército lanzó una gran ofensiva dirigida a acabar con las fuerzas terroristas del valle del Huallaga, las cuales se habían apoderado de la margen izquierda del río y establecieron allí su cuartel general, en el lugar denominado “Venenillo”, que también era centro del narcotráfico. Un alto ex oficial que estuvo en aquella operación me contó que los “escuchas” militares interceptaron la radio de “Artemio” y escucharon cómo éste les decía a sus compinches “me tienen como topo, están lloviendo pepitas, muévanse”. En lenguaje cifrado, les informaba que estaba rodeado, que las fuerzas del orden estaban lanzando granadas sobre el lugar donde se encontraba escondido, y les ordenaba que ataquen un pueblo cercano para que los militares salgan de allí y él pueda escaparse. Los militares no cayeron en el juego y arreciaron la ofensiva, pero justo en ese momento el Comando del Frente Interno (COFI), por orden del Gobierno, detuvo las operaciones debido a que el cartel izquierdista Coordinadora Nacional de Derechos Humanos había denunciado ante la prensa nacional e internacional que los militares estaban cometiendo supuestos crímenes. ¿Cómo podía la Coordinadora tener información de lo que sucedía en la margen izquierda del Huallaga siendo ésta una zona en la que los terroristas sólo permitían ingresar a su gente y a los narcotraficantes? Una vez más fue evidente el vínculo entre Sendero y las ONG caviares, pero el gobierno de Fujimori pisó el palito. La operación fue paralizada durante tres días para que la zona fuera visitada por la Comisión de Derechos Humanos del Congreso Constituyente, otra comisión de organismos “defensores” de DDHH y por la Cruz Roja Internacional. De esto se aprovecharon “Artemio” y sus cómplices, y se fugaron. Posteriormente se demostró que en la margen izquierda del Huallaga solo había campamentos terroristas y centros de producción de droga, por lo tanto era falso el “arrasamiento de poblados” que denunció la Coordinadora. También se supo que los autores de las denuncias recogidas por las ONG eran personas ligadas al terrorismo o al narcotráfico, y que varios de los “asesinados” estaban vivos. Sin embargo, años después, y de manera arbitraria e injusta, todos los militares que participaron en “Aries” fueron denunciados y hoy están siendo enjuiciados por falsas violaciones de derechos humanos, a pedido de la mal llamada Comisión de la Verdad (CVR). Algo parecido estamos viendo ahora con la operación “Excelencia” en Vizcatán. Esta vez, con el poder e influencia de sus socios narcotraficantes, los terroristas han logrado que un juez, en menos de 24 horas, admita un hábeas corpus en contra de los responsables de la ofensiva militar, incluyendo al ministro de Defensa, Antero Flores-Aráoz, con el fin de detener la operación. Para darle credibilidad al asunto, la acción legal ha sido planteada por un regidor aprista que no debe tener vínculos con Sendero, pero sí podría estar siendo manejado por el narcotráfico, ya que la ofensiva, al cortar una ruta clave de la droga como es Vizcatán, ha provocado una caída del precio de la coca, de 100 a 70 soles la arroba, en perjuicio de los agricultores de las zonas adyacentes del reducto terrorista, que viven de los cocales. Lamentablemente, en casi todo el VRAE la gente vive de la coca, y los terroristas son compradores importantes de la hoja. Esta es una realidad que el Estado debe tomar en cuenta para diseñar una política integral de lucha contra el terrorismo que debe impulsar el desarrollo económico del VRAE en la perspectiva de que los agricultores dejen de ser cocaleros ilegales. El ministro de Defensa, Antero Flores-Aráoz, ha dado la cara en los medios de comunicación y ha mostrado fotografías y mapas que prueban que en Vizcatán tampoco hay poblados, y por lo tanto, no pueden haberse producido muertes o detenciones de personas ajenas al terrorismo o al narcotráfico. Sin embargo, en un asunto de estado como es la lucha contra el terrorismo, le toca al Presidente de la República asumir el liderazgo de la Nación, y no dejar solo a su ministro en el disparadero de la izquierda y su aparato de ONG. El presidente Alan García debe respaldar al ministro y a nuestros militares, debe demostrarle al país que él lidera la lucha contra el terror, y debe garantizar que más adelante no volverán a imponerse la arbitrariedad y la injusticia en favor de los terroristas y en contra de nuestros soldados. La ofensiva militar en el VRAE no debe parar. Si hay algo que investigar, que se investigue en su momento, pero sin afectar las operaciones, porque paralizarlas sería permitir la fuga de criminales que durante más de 15 años han impuesto el terror en el VRAE. Para acabar de plano con las campañas terroristas de mentiras podríamos adoptar la fórmula colombiana, que consiste en que las tropas que combaten al terrorismo operen acompañadas de un fiscal. Una fórmula viable siempre y cuando no envíen a los fiscales capacitados por las ONG izquierdistas sino a otros independientes. En todo caso, lo que queda claro es que la democracia tiene que imperar en todo el territorio nacional y no podemos permitir que haya bolsones terroristas.

Anuncios

Un comentario en “Cuidado en el VRAE

  1. el probelma del vrae, ami criterio es un problema de olvide continuo y masivo de los pobladores, ese olvido radica en infraestructura economica, cientifica, cultural, sanitaria, etc…militarizar o criminalizar no va a dar educacion, no cambiara nada de la situacion de los pobladores,ejemplo mas soldados, mas normas, mas leyes para que, eso no lo alimenta, no lo viste, no lo cura de enfermedades, es mas al estado no le interesa, sino estaria ubicado el vrae donde esta ahora el estado ni siquiera sabria de la existencia de esos pobladores, campesinos, etnicos y foraneos tratan de sobrevivir asi es la vida aya…hace poco estuve por aya ….sigue igual todo abandonado, ke desarrollo esperar si la gente kiere comer y el ke vaya con inversion sea positiva o negativa termina alimentando a esas zonas…se abla de droga de narcotrafico de terrorismo…sin identificar clinicamente ste problema social con alternativas de cambio infraestructural…por otro lado se discrimina al consumidor de la hoja de coca como si este masticador de coca estaria en las estadisticas criminales de las causas o efectos de la hoja, sin embargo venden cigarros de tabaco siendo droga, cerveza, alcohol, y medicinas que son necesrias para la vida siendo tambien drogas que el gobierno simplemente las legaliza segun sus intereses de turno, se abla de violencia, y las pandillas y las reuniones que ocaciona el futbol, eso si es deporte eso si es legal, eso no jode a nadie
    , ellos si no son ociosos, no son criminales, es mas se les apoya a las barras en cada partido que hay para despalzarlos, es una locura que exista dinero para eso y para comnbatir a vare solo balas y uniformes, y decir ke narcos terroristas y campasinos somos lo que jodemos al pais…me gustaria hablar mas continuo de mi zona ya ke la estan manoceando de una manera inapropiada, si en el vrae se dice ke se produce dinero pues el estado debe combatir eso con mas dinero apoyando las carencias rurales de la zona y dejar de joder a la identidad ancestral de nuestros pueblos…hemos sido felices, somos felices y seremos felices asi el gobierno nos olvide, asi corra sangre por erradicar un problema que el propio gobierno lo provaoca una y otra ves en todas las situaciiones (defenza de estado, salud,educacion, comunicacion, inversion, seguridad, infraestructura etc etc)…amigosseria bueno ir y estr en sito para sentir lo que se sufre y se vive aya…gracias por darme un espacio al pensamiento….ritual dj_Peru

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s